La gallina filosofa discute su tesis doctoral

Por Rodolfo Torres


Rodolfo Torres (Fito)

Había una gallina a punto de graduarse como filósofa en la Universidad Estatal de las Aves de Corral y realizaba la exposición de su tesis doctoral ante un amplio auditorio. El tema era originalísimo y ella lo resolvía de manera brillante: “¿Qué fue lo primero: el huevo o la gallina?”

De más está decir que la futura doctora en Filosofía Plumada, la señora Cacareante Pérez, defendía la tesis con pasión de ponedora. Ella afirmaba que lo que primero había llegado a la vida sobre el planeta Tierra “era una gallina hecha y derecha sobre sus dos patas, porque sin gallina que lo ponga no hay huevo que valga”, enunciado que fue aplaudido por multitud de pollos y de pollonas, como si el gallinero se viniera abajo.

El único gallo se mantenía al margen, de alas cruzadas. Y escuchando, porque era el reportero del diario “El Intrascendente” y deseaba mantener su imparcialidad.

La tutora, esto es la ya doctora en Filosofía Plumada, la señora Bucheiplumanamá, afirmaba en tono de elevado nivel académico que la tesis expuesta por su defendida versaba sobre un “estudio estructurado a través de un concienzudo análisis, cuya proyección se revertía en sí mismo y ponía de relieve la profundidad del aserto en cuanto al huevo y a la gallina se refiere.”

El aplauso de los pollos y las pollonas fue igualmente atronador. Uno entre tantos en el gallinero dijo a otro: “No entiendo eso”. Y por poco se lo comen vivo. ¡Le miraban con una cara...!

La casi filósofa Cacareante Pérez miró de soslayo a su tutora, como buscando respaldo, y apuntó que su investigación “indica a las claras que la primera gallina había puesto el primer huevo en la historia de la humanidad el cual dio inicio a los numerosos desayunos sobre el planeta Tierra”.

Los pollos y las pollonas aplaudieron, silbaron y hasta patearon las tablas del gallinero.

-¿Pero de qué huevo surgió esa primera gallina, colega Cacareante?”, inquirió la tutora, con ese tono que indica armonía y respaldo.

Hubo silencio total en el gallinero, a la espera de la respuesta:

-¡Pues del primer huevo, colega Bucheiplumanamá! –replicó la otra paseándose altiva y moviendo la cresta-peinado a lo Valentina Therezkova.

El entramado de madera se venía abajo. A todos les parecía genial. Y callaron porque la tutora preparaba una nueva interrogante:

-¿De cuál primer huevo, colega Cacareante?

-¡Del que puso la primera gallina, colega Bucheiplumanamá!

-No voy a preguntar de nuevo que de dónde vino la primera gallina, porque sin dudas va a responderme que del primer huevo…

-¡¡¡Lógica contestación que se desprende por si sola dela interrogante!!!

Y una vez más el gallinero tronó en apoteosis. Estaba claro para todos que la señora Cacareante Pérez merecía el título de Doctora en Filosofía Plumada.

Entonces, el gallo corrió a llenar la primera página del periódico “El Intrascendente” con el título exclusivo, sugerente y fantástico:

CONFIRMADO: EL HUEVO Y LA GALLINA

FUERON PRIMEROS AL MISMO TIEMPO

El tema ocupó el interés del gallinero durante todo un año.

Hoheschönhausen, Berlín, febrero del 2016

 


¿TIENE ALGO QUE DECIR? COMENTE

Nota: Este es un espacio de participación de los usuarios. Las opiniones aquí registradas pertenecen a los internautas y no reflejan la opinión de Satiraopinion. Nos reservamos el derecho de eliminar discrecionalmente aquellos que se consideren no pertinentes.